LEY DE COOKIES. NO TENGAS MIEDO A LAS GALLETAS.

Galletas_MariaHace poco me comentó un amigo que en unos años “el raro” sería quien no compartiera información en Internet. Me temo que voy a tener que darle la razón.  Porque aunque la “ley de cookies” que ya lleva en vigor más de un año y medio, intentaba protegernos para que no compartamos información sin saberlo, lo cierto es que cuando navego por Internet, yo siempre acepto esas ventanitas que me avisan de que el sitio usa “cookies” ¿y tú?.

Una cosa es que publiques conscientemente información en tu perfil de Facebook, y otra que recopilen información sobre ti sin que tú lo sepas, vete a saber con qué intención. En el primer caso eres tú, voluntariamente,  quien estás dando todos tus datos a esa empresa. Así que no te extrañe si luego aparecen en tu muro anuncios sobre cosas que te han interesado en algún momento. Porque ya has dado tu permiso y además has indicado lo que quieres que te anuncien, al hablar sobre ciertas cosas y al marcar “me gusta” o “compartir esto”.

Diferente es cuando navegas por otros sitios y te aparece publicidad sobre temas que has estado mirando antes, en tu idioma y de lugares cercanos a dónde estás… ¿inquietante no? pero ¿cómo lo hacen? Pues, querido lector, a través de las famosas cookies.

COOKIES: ¿LAS GALLETAS SON EL PROBLEMA?

No quisiéramos hacerte hoy una extensa disertación sobre las cookies, es un tema del que se puede aprender y profundizar mucho, si estás interesado puedes seguir el siguiente enlace.

Nos limitaremos a decir que las cookies son unos pequeños archivos de texto que guardan un poco de información enviada por la página que estás visitando. Normalmente para facilitarte la navegación, por ejemplo recordando tu contraseña para la próxima vez que visitas esta página. La mala fama les viene por el hecho de que hubo un tiempo en que era posible consultar las cookies de otra página que no fuera la que estabas visitando.

Piénsalo por un momento. Además de acceder a datos de otros sitios, como tu contraseña, se podría saber quién eres y también qué páginas has visitado antes de pasar por aquí. Ahora, salvo fallos en el navegador, no es posible acceder a cookies que no se hayan grabado en la misma página, así que eso ya no es un problema.

Y a pesar de todo se está aplicando la directiva europea que obliga a todas las webs a mostrar a los usuarios la ya conocida ventanita advirtiendo de que se está usando galletas en el sitio. La razón es que casi todos los sitios web quieren saber cuánta gente les visita, qué páginas visitan y si ya les habían visitado antes. Por lo tanto, les hace falta una manera de identificarte, por ejemplo con una cookie. Además el gigante de los buscadores y otras empresas, también facilitan estadísticas de visitas, basándose en estos ficheritos.

En lógica consecuencia, la Agencia Española de Protección de Datos obliga a todos los sitios web españoles a solicitar el permiso expreso del usuario para usar las cookies.

MANERAS DE SABER QUIEN ERES

En realidad las empresas no están interesadas en saber “quién eres”, lo que les interesa es tu perfil, es decir, “cómo eres”. De esa forma podrán ofrecerte los productos que más te puedan interesar ¿De qué manera?.

A parte de usando las “cookies”, todavía se puede saber qué páginas has visitado últimamente. Y siempre se ha podido saber cuál es tu dirección IP, porque es necesaria para la comunicación entre ordenadores. La IP es un identificador único de tu ordenador. Sería perfecto para identificarte, si no fuera porque hoy en día la IP cambia cada vez que se apaga el ordenador o el router. De todas formas, mientras no se apaga, sí sirve como identificador y además también es posible averiguar de manera aproximada donde está tu ordenador en este momento, créenos, hay formas pero dejamos el tema de la “geolocalización” para otro artículo.

Al visitar una web que utiliza las cookies de Google, la propia Google ya te ha identificado y ya tiene tu IP. Si a continuación entras en otra web después de borrar las cookies sigues identificado mediante la IP, por lo que se puede saber que no es la primera vez que visitas una página aunque no tengas guardada una galleta de esa página.

En definitiva, que lo que persiguen es identificar tu ordenador, para saber si eres usuario habitual o es la primera vez que visitas la página, y saber cuál es tu perfil para “venderte” lo que te pueda interesar.  De manera que han aparecido otras formas o trucos para identificarte, que se escapan a estas directivas o leyes.

A pesar de ser conocedores del tema, nos ha sorprendido averiguar que es posible identificar tu ordenador con un 95% de seguridad, tan sólo con los datos que proporciona tu navegador, como el nombre y la versión del navegador, el sistema operativo, la resolución de pantalla, los tipos de letras instalados y el orden en que aparecen, los “pluggins” instalados, el huso horario, o la zona geográfica y algunas cosas más. Con todos estos datos se puede hacer una mezcla que funciona como “huella digital”, nunca mejor dicho.

NO TENGAS MIEDO A LAS GALLETAS

Está claro que tenemos una total falta de privacidad en Internet y si se dificulta una manera de identificarte, obviamente se descubrirá o inventará otra manera de hacerlo.

En nuestra opinión creemos que la intención de la directiva comunitaria es buena, pero desafortunadamente no sirve prácticamente para nada debido a que la gran mayoría de personas aceptamos sin más el aviso y porque hay otras maneras de conseguir el mismo objetivo “malicioso” que se pretende evitar.

Sin embargo y aunque, opinemos lo que opinemos, las directivas europeas están para cumplirse y es nuestro deber recordarte lo anteriormente mencionado en este artículo y es que: la Agencia Española de Protección de Datos obliga a todos los sitios web españoles a solicitar el permiso expreso del usuario para usar las cookies. Por lo que, si tienes una web de empresa y todavía no has incluido el aviso, deberías empezar a pensar en hacerlo.

Nosotros en ProdeX ya hemos añadido en la web de varios clientes estas ventanas pidiendo el permiso de los usuarios. Las multas en el caso de no hacerlo pueden ser muy importantes, por lo que si necesitas incorporar esta función a tu web no dudes en ponerte en contacto con nosotros pues, como siempre, estaremos encantados de asesorarte al respecto.

Yo de momento le voy a dar la razón a mi amigo, y como usuario, voy a dejar de preocuparme por las cookies y navegar tranquilo…

Y tú ¿qué opinas? 😉

 

4 reflexiones sobre “LEY DE COOKIES. NO TENGAS MIEDO A LAS GALLETAS.

  1. jose c Torres

    Me ha cockiado la curiosidad del artículo. .y me he quedado agradablemente sorprendido..gracias José M…

  2. Juan Peña, de Sevilla

    Muy buen artículo, muy clarificador y tranquilizador.
    Mil gracias, José Manuel

  3. Pingback: CÓMO LIMPIAR EL NAVEGADOR DE INTERNET - ProdeX Informática

Comentarios cerrados.